All you need is shoes

Siempre he tenido la opinión: “ Dime que zapatos llevas y te diré quién eres”. Y es que, soy de las que hablo con una persona y le miro de reojo a los pies (otros miran al escote, ¡en fin…!) Lo cierto, es que no hay prenda que hable más de alguien que sus zapatos, que tan pronto son capaces de mostrar buen gusto, como de delatar al propio sujeto dejándole a la altura del betún (nunca mejor dicho). Sin duda, amigos, los zapatos son el espejo del alma.

Hay gente sorprendentemente capaz de encontrar prendas espantosas de esas de contaminación visual que te hacen cuestionarte: ¿Dónde diablos has dado con eso? (Esas tiendas existen; de hecho, abundan; de hecho, demasiado… Pero eso es otro tema). Aún así… ¡OJO! LOS ZAPATOS SON UN ARMA DE DOBLE FILO: Yo misma, en alguna que otra sección de calzado, he salido colocada del olor plastiquero que se respira… ¡¡¡Y no miro a nadie PRIMARK!!!

Quizá este año se nos está yendo un poco de las manos… Como adicta a los zapatos que soy, y que no tengo ninguna intención de desengancharme de este vicio, se me plantea una duda: ¿Estamos pasando el sentido común por alto? O ¿la ausencia de reglas en el mundo zapatero, es una regla en sí misma? De repente, todo está permitido: Zapatos de pico, redondos, cuñas altas, cuñas bajas, con  y sin plataforma, con tachuelas, con animal print, con tachuelas y animal print, con tacón ancho, con tacón fino, con tacón metalico o de metacrilato. Botas, botines, zapatos de salón, deportivas, deportivas con cuña (querida Isabel Marant, nunca el “culo veo culo quiero” tuvo tanto éxito)… Se llevan hasta los zapatos peligrosos; de hecho, he visto armas de destrucción masiva más inofensivas que algunos Jeffrey Campbell… ¡¡¡SALVESE QUIEN PUEDA!!!!

Por supuesto, de esta lista reconozco haber caído rendida ante el 90% y porque el resto me lo dejo para rebajas. Pero hay algo que me quita el sueño y hace que me falte el aliento… ¿De verdad vamos a continuar con nuestra vida ante la llegada de los zapatos blancos? No sé a vosotros, pero a mi me atormenta la idea.

olivia-palermo-bailarinas-zapato-blanco-moda-calzado-otoño(Y luego llega la Palermo con su toque Olivia y nos cierra la bocaza a todos.)

Houston, tenemos un problema.

PD: Os dejo algunos bocetos míos. Estoy inmersa en un proceso de selección para trabajar como diseñadora de zapatos de una conocida firma. No cuento más para no gafarlo pero, si logro formar parte de ello, prometo averiguar por qué este repentino “TODO VALE” y por su puesto: ¡¡¡Prometo no diseñar nunca zapatos blancos!!!

ALL YOU NEED IS SHOES

Acerca de Alejandra Oria

Alejandra Oria. Fashion Designer.
Esta entrada fue publicada en moda, Uncategorized y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a All you need is shoes

  1. Celia dijo:

    JAJAJAJAJAJAJA. Ya sabes que siempre tendrás cobijo y defensa tras los tacones de mis Jeffrey Campbell…

  2. angelica dijo:

    Me encanta tu blog, Ale! ya nos irás contando.. Por cierto, ¡yo también odio los zapatos blancos!

  3. peichmadrid dijo:

    Los que lleva Olivia son medio beige…..pero si fueran blancos seguro que hasta le quedaban bien!!

  4. SiLVi dijo:

    Jajaj, Olivia Palermo no cuenta…aunque se ponga una moñiga en la cabeza, lo hará con estilo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s